Recorridos

La literatura de la hostilidad

"El infierno son los otros" Jean-Paul Sartre

Twin Peaks, Peyton Place, un pueblo de la Castilla profunda, la nebulosa población leridana de Mistana, Winesburgh (Ohio), los pueblos tejanos de las novelas de Jim Thompson, el mar abierto de Moby Dick... Lugares hostiles. Lugares en los que uno no puede más que sentirse en peligro, culpable, frágil, perdido; en terreno enemigo.

Eso es lo que etimológicamente connota la hostilidad, un concepto alrededor del cual algunos creadores han situado sus relatos, jugando en algunos casos con el concepto de frontera -Cormac McCarthy, cuya novela más reciente, La carretera, está ambientada en un terreno paradigmáticamente hostil- en un ejercicio de arropamiento narrativo que lleva consigo un mundo de posibilidades. Bienvenidos al Twin Peaks de las letras. Quizás con estas lecturas uno acabe sintiéndose como en casa...

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra "Política de cookies".