Buscar en el blog:

Anna Banti 

Artemisia

06.07.2020
No es fácil ser mujer en un mundo de hombres por eso resulta tan fascinante la figura de Artemisia Gentileschi. Al margen de toda tutela masculina, consiguió hacerse un hueco en un ámbito considerado exclusivo de los hombres. Su obra obtuvo por méritos propios el difícil reconocimiento académico y profesional de sus contemporáneos. Fue la primera mujer aceptada en la prestigiosa Accademia del Disegno de Florencia e incluso llegó a dirigir su propio taller en Nápoles, en el que solo trabajaban hombres y que respondía a peticiones de clientes de toda Europa.
 
No hay duda de que fue una artista reconocida y respetada en su época pero casi inmediatamente a su muerte, a mediados del siglo XVII cayó en el olvido y su rastro se esfumó de la historia del arte durante siglos. Hubo que esperar hasta el siglo XX para que su nombre fuera rescatado de las sombras y convertido en icono feminista.
 
La primera versión de este libro se escribió en el año 1944 pero el manuscrito desapareció bajo los escombros de la casa de la escritora, destruida por las bombas alemanas. Anna Banti, tenaz, reescribió la novela que, finalmente fue publicada en 1947. Es esta una historia de perseverancia. No solo de su autora que, paciente, reescribió el relato sino también de su protagonista que, en contra de todo, luchó y rompió las cadenas del patriarcado para dedicarse a lo que más le gustaba y lograr vivir de ello. Triunfó gracias a su coraje en una época en la que una carrera independiente en las artes era casi impensable para una mujer.

Sugerencias de consulta:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra "Política de cookies".