Saltar a: Contenido � | Pie de la página � | Menú principal �


Buscar en el blog:

Brigitte Reimann

Franziska Linkerhand

26.12.2016
Brigitte Reimann, escritora inconformista, muestra en esta novela cómo les fue a quienes prefirieron quedarse y trabajar por un país, la RDA nacida al finalizar la Segunda Guerra Mundial, que había que construir de nuevo y en el que aspiraban a cambiar todo lo que no les gustaba, cómo fue su intento de construcción del socialismo, con sus esperanzas, sus desilusiones, sus desconciertos. Y en este balanceo se conjugarán la experiencia vital y la obra literaria de Reimann. De tal modo, destaca en la configuración de la identidad personal de la joven arquitecta protagonista la búsqueda del amor, un vínculo frágil y volátil en el que aparecen sentimientos de posesión, celos y desprecio, pero también la indiferencia y el temor a ser utilizada; la preservación de la amistad, un sentimiento más perdurable, sustentado en intereses y valores comunes; la nueva concepción del urbanismo, como reacción ante la decepcionante fealdad de la ciudad socialista y la escasez de áreas de convivencia, reclamando la creatividad como única vía para dotar de afecto y belleza los espacios de la comunidad.

El relato vibra con una franqueza y una efervescencia poco corrientes. El retrato profundo y sugerente de Franziska es el que encumbra toda la narración ante el dibujo de un país en uno de los periodos más oscuros de la Europa contemporánea, y junto con cada uno de los personajes afrontará íntimamente su devenir.

Brigitte Reimann, mujer culta y lúcida, se comprometió políticamente con su país y no dudó en alzar su voz crítica ante lo peor de éste, pero a su denuncia de la evidente ineficacia y brutalidad política, enlaza un canto a la espontaneidad festiva de aquellos que «se sintieron libres construyendo el socialismo.»

Temas relacionados:

Añade un comentario:


Saltar a: Contenido � | Pie de la página � | Menú principal �